La Pinacoteca Subarroca, con sede en Barcelona, aglutina más de 3.000 obras de pintura, escultura y dibujo

 

 

El concepto de libertad en la creación plástica de Francesc Subarroca
Las ideas se materializan, pero, primero, son conceptos, es decir que no poseen corporeidad. Se van convirtiendo en hechos tras su puesta en práctica, o su constatación dinámica. 

Francesc Subarroca pertenece a esa clase de pintores que va más allá de la anécdota, que se constituye como adalid de la libertad, sin caer en lo panfletario, tampoco en lo ampuloso, asimismo sin pretender ser grandilocuente. 

Es muy difícil ser coherente, en primer lugar porque todos poseemos conceptos establecidos, ideas preexistentes, arrastramos un karma, somos producto de las circunstancias. Somos el resultado de una realidad, el compromiso nos invade, la fuerza de la determinación nos acompaña, envolviéndonos en un marasmo de insinuaciones. Está claro que formamos parte de la energía, estamos constituidos por materia, cuerpo etérico y cuerpo de luz, astralidad y subconciencia. 

El cerebro y las glándulas regulan la energía, los chacras se abren al vacío,que es la fuerza de nuestro yo interno. Somos producto de lo intrínseco, que se deriva de lo sublimado, de la capacidad de ver más allá. El concepto de la libertad en la creación plástica de Francesc Subarroca está implícito, es producto resultante de su visión profunda de la existencia. 

Mira la vida con ojos directos, de escrutador que mira sin mirar, porque su visión navega más allá de las anécdotas. Es un creador dotado de una energía tal que no necesita demostrar que la posee. Porque, precisamente, el resultado de su posición viene dado por su forma de entender el concepto de libertad. Una idea que se repite a lo largo de toda su producción pictórica, como en ‘Gàbia i ocell’, ‘Donna i ocell’ y tantas otras. Capta la realidad de los barrios marginales de la Barcelona de los cincuenta, los diferentes oficios, la clase trabajadora, pescadores, agricultores, obreros, profesionales, pero, también plasma mujeres, parejas felices, situaciones paisajísticas con animales de protagonista. Exhibe escenas del mundo urbano, otras del mundo rural, es un buen entendedor de la complejidad de la filosofía. 

Primero imprime carácter a su obra, luego, potencia determinación y fortaleza alegórica, contiene a la realidad en elipsis, parábolas visuales, donde todo se flexibiliza, los árboles se gestualizan, las nubes se densifican, los personajes fluyen, flotan, caminan pero están ahí. 

Mundo onírico, que aparece y desaparece, conciente y subconsciente, yo y Súper Yo, yo, tú, él y el ello. La libertad le permite captar diferentes puntos de vista de una existencia basada en la complejidad, porque en lo diverso reside el paradigma. 

Sin teoría de contrarios no existiría la realidad, no sería posible la libertad. 

Su concepto es claro, no se trata simplemente de una manera de ver la vida, sino de una forma de entender la existencia, de comprender que el más allá se encuentra en el más acá. 

La falta de libertad para Francesc es impulsar las limitaciones de los otros impuestas por nosotros, prohibiéndoles su normal desenvolvimiento, sin olvidarnos que nosotros también somos producto de las circunstancias. Todo está incluido en el laberinto, hay pasadizos, pasajes, entradas secretas, triangulaciones, caminos que nos conducen hacia la explicación de la conjetura de conjeturas. No hay un discurso lineal en la vida, sino una actitud preferente que se inserta en la propia sublimación, contenida en la constatación de la fuerza del frenesí. 

No hay libertad porque empieza y acaba donde empieza y acaba la libertad del otro. No hay libertad porque las parcelas de libertad existentes son producto de la imaginación. De ahí que lo explicite claramente, de manera sencilla, esa falta de libertad, en entornos

agradables, con personajes femeninos de protagonista, con animales enjaulados como símbolo.

  


Joan Lluís Montané
De la Asociación Internacional de Críticos de Arte 

 


 

 

DISEÑOS E INSTALACIONES

 

COMPRE ONLINE:

Libro " EL PARAÍSO DE LA NUEVA LUZ"

 

 

 

 

  

 

© 2005 - 2017  Queda prohibida la reproducción total o parcial de la obra de Francisca Blázquez, dibujo, pintura, escultura, joyería, animación digital,

stands, instalaciones, diseños, fotografías, etc. aún citando la procedencia

 

 www.franciscablazquez.net

 

Aviso Legal