Francisca Blázquez, un lenguaje de códigos personales

NUEVA YORK, JADITE GALLERIES - AÑO 2005.


Al plantearme definir y expresar lo que en mi yo más íntimo me sugiere la obra de un artista, recuerdo la primera frase del Tao Te King de Lao Tse: “El Tao que se puede explicar no es el Tao eterno”. Esta frase me hace pensar, que el verdadero arte es aquel que no se puede definir. Hay cosas que solamente pueden ser vividas y no se pueden explicar. Al igual que al espíritu solo se llega por el espíritu, al arte, que es su lengua más propia, solo se le puede percibir en la humildad y soledad más intima del Ser.

Con esta humildad me situo ante los cuadros de Francisca Blázquez, y, me encuentro con un universo de formas, geométricas, mecánico-cinéticas, expresadas en una lengua propia y códigos íntimos; con colores que hacen que las formas se llenen de energía y luz, cobrando vida, naciendo como entidades danzantes en la bóveda sagrada del espacio de la luz y el silencio.

Buscando almas que las descubran, que descifren su código, que se emocionen, que las amen y encuentren en ellas su verdadero sentido y, a la vez, lo que nos es eterno y universal.

No cabe duda de que Francisca Blázquez va mas allá de lo que nos es común y cotidiano, quizás esta forma suya sea su guía para encontrar el universo común a todas las artes, allá donde el misterio se descubre, donde las almas se desnudan de mente, donde los conceptos, formas, sonidos y colores no se expresan con herramientas.

 



Amador Braojos

Galapagar 12.2.2005

 

 

 

 

 

 

 

  

 

© 2005 - 2017  Queda prohibida la reproducción total o parcial de la obra de Francisca Blázquez, dibujo, pintura, escultura, joyería, animación digital,

stands, instalaciones, diseños, fotografías, etc. aún citando la procedencia

 

 www.franciscablazquez.net

 

Aviso Legal