Máquina del Tiempo o la obra de Francisca Blázquez

NUEVA YORK, JADITE GALLERIES - AÑO 2005.

 
Desde hace ya un par de años mi disco duro se encuentra invadido por una serie de artefactos ignotos, de personajes futuristas y no sé cuántos paisajes externos e internos de no tengo idea qué galaxia. La enigmática y muchas veces fascinante obra de la artista contemporánea Francisca Blázquez está presente en mi ventana virtual, mi computadora.
 
Conocer este trabajo ha implicado un replanteo de mis nociones artísticas. Ella crea o recrea mundos que a veces se asemejan a los del famoso personaje Tron, o a los de los videojuegos de mi hijo y sobrinos. Otras veces va más allá y traspasa los linderos de 3D art y relaciona las lindezas del mundo gráfico virtual, para adentrarse en los profundos océanos del subconsciente y plasmar universos personales, tan reales que no me atrevería a denominar surrealismo.
 
Pero así como del mundo siglo XXV, también la pintura, especialmente la pintura, (aquella obra que no es virtual ni gráfica), nos deja, en ocasiones, la sensación de que hemos sido transportados a un arcano valle, a un lugar reservado y misterioso, donde objetos místicos de una cultura milenaria se yerguen desafiantes. Estas construcciones, de impresionante arquitectura, de composición y volúmenes cuasi clásicos, demuestran el virtuosismo técnico de Francisca, en su manejo de las técnicas pictóricas y en su versatilidad al pasar de un medio expresivo a otro sin la menor dificultad.

El color es otro elemento que nos hace reflexionar. Vemos colores primarios, intensos, que, de repente, nos hacen recordar artistas del siglo XX, y aún del XIX. Sin embargo, la escena no es de esos tiempos, sino que va hacia adelante, al futuro quizás lejano, por lo que nos sentimos montados en una ciber-máquina del tiempo, que nos lleva a través de un módem al lejano ayer y de vuelta pasando por este siglo, hacia los más alucinantes y vertiginosos momentos del mundo en gestación, de siglos no vislumbrados por la mente común, sino por los ojos de una artista visionaria como Francisca Blázquez.

La solidez de la materia, de la forma, en combinación con el color primario, la composición, el ritmo, y la atmósfera reinante, con la ya familiar, (para los más jóvenes), imaginería del mundo post Windows y Mac, confieren a la labor de esta también joven mujer artista, el nivel de una de las figuras señeras en el arte contemporáneo de su generación.
 


Enriquillo
 
Artista plástico puertoriqueño 

 

 

 

 

 

 

  

 

© 2005 - 2017  Queda prohibida la reproducción total o parcial de la obra de Francisca Blázquez, dibujo, pintura, escultura, joyería, animación digital,

stands, instalaciones, diseños, fotografías, etc. aún citando la procedencia

 

 www.franciscablazquez.net

 

Aviso Legal